Los uniformados de la Gendarmería de Argentina detuvieron a los tres ocupantes del rodado que habían eludido el puesto de control de la Fuerza y luego un seguimiento controlado fueron alcanzados en las Salinas Grandes, muy cerca de la frontera con Bolivia. Dentro del vehículo que quedó enterrado en un lodo de sal, hallaron dos mochilas con 35 paquetes que contenían unos 36 kilos de cocaína.

Ante el intento de fuga, los gendarmes emplearon un operativo cerrojo a lo largo de la zona. El seguimiento controlado culminó cuando el rodado que se dio a la fuga quedó atascado en medio de las Salinas Grandes. Inmediatamente, los tres ocupantes del vehículo descendieron e intentaron fugarse, pero los uniformados los detuvieron.

Al momento de la inspección, en presencia de testigos, los uniformados hallaron dos mochilas que contenían 35 paquetes rectangulares con un peso total de 36 kilos y 387 gramos de cocaína. La Unidad Fiscal Federal de Jujuy dispuso el secuestro de la droga y del rodado. Además, ordenó la detención de los tres involucrados.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.