La Guardia Civil y la Agencia Tributaria en colaboración con Europol, ha llevado a cabo la operación ‘Fake Cold’ dirigida a la desarticulación de una organización criminal de origen ruso, asentada en Barcelona y Girona, que importaba gas refrigerante ilegal desde China. Han sido detenidas cuatro personas de nacionalidad rusa y española, tres hombres y una mujer, como presuntas autoras de los delitos de pertenencia a organización criminal, contrabando, contra la Hacienda Pública y contra el medio ambiente.

La investigación comenzó en noviembre del año 2020, cuando agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil y funcionarios de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria, tuvieron conocimiento de la recepción de envíos de gas refrigerante R134a, contenido en recipientes no recargables, y alguno de ellos inflamables, a través de empresas de paquetería ordinaria.

A raíz de esta investigación se descubrió que se trataba de una organización criminal formada por tres ciudadanos de origen ruso y uno español, que importaba el gas procedente de China de manera irregular, tanto por los recipientes y trasporte utilizados, como por el incumplimiento del sistema de cuotas establecido en la Unión Europea.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.