Agentes con competencias en la zona centro de la Policía Municipal de Madrid interceptaron en las últimas horas a una mujer, sospechosa de un supuesto delito contra la Salud Pública.

Los hechos ocurrieron en la zona de Usera. La investigada llevaba consigo una lata de cerveza que levantó las dudas de los funcionarios. Al abrirla, comprobaron la presencia de cocaína preparada para su puesta en el mercado ilícito a pequeña escala en su interior.

Además, la mujer llevaba consigo una báscula de precisión para la preparación de las dosis y hasta 230 euros en efectivo producto de la actividad clandestina a la que se dedicaba.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.