La Policía Federal de Brasil, en operación integrada con el Gefron y la Fuerza Aérea Brasileña (FAB), realizó este sábado el decomiso de aproximadamente 510 kg de cocaína que llegó al país desde Bolivia en una aeronave.

Las fuerzas policiales fueron llamadas por la FAB (Fuerza Aérea de Brasil), que detectó una aeronave en actitud sospechosa, a través de sus radares de vigilancia, ingresando a Brasil desde Bolivia. Según los informes, el avión aterrizó en un camino agrícola cerca de la frontera. Ante la información, equipos policiales se trasladaron al lugar, en las inmediaciones de donde habría aterrizado la avioneta. En el lugar de la investigación, dos vehículos fueron abordados. En ambos se encontraron fardos con sustancia análoga al clorhidrato de cocaína. Dichos fardos también se ubicaron en el monte junto a la carretera, con un total de 15 fardos incautados. Los conductores de los vehículos fueron detenidos.

Luego, la policía se trasladó al lugar indicado por la FAB, donde se encontraba la aeronave dañada durante el aterrizaje. Se realizaron búsquedas en un intento de localizar al piloto de la aeronave, pero no fue encontrado. Los conductores de los vehículos y el material incautado fueron trasladados a la Comisaría de la Policía Federal en Cáceres/MT para diligencias.

La ruta aérea entre Bolivia y Brasil se ha convertido en una de las más activas a la hora de transportar grandes cantidades de cocaína a través del continente americano.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.