Agentes de los Mossos d’Esquadra de la Generalitat de Cataluña, en cooperación con agentes rurales, descubrieron una gran plantación de marihuana en una zona de bosque de Lloret de Mar, en el corazón de la Costa Brava española.

El lugar era de muy difícil acceso y en el mismo fueron incautadas hasta 2.000 plantas en plena fase de crecimiento. Los agentes, además, detuvieron a cuatro individuos por presuntos delitos contra la salud pública.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.