Los oficiales de Aduanas y Protección Fronteriza de los EE. UU. en la oficina de campo de San Diego, el Suroeste de Estados Unidos, continúan realizando importantes arrestos cada semana con sus correspondientes incautaciones de drogas. Como ejemplo, las sustancias por un valor total de más de $ 4.1 millones intervenidas en once decomisos significativos en la semana del 18 al 24 de septiembre, que no es diferente al resto del año.

En concreto, los oficiales de CBP en los puertos de entrada utilizaron equipos K-9 y sistemas de imágenes para descubrir el 18 de septiembre dos armas de fuego, cuatro cargadores y 205 rondas de municiones de un conductor y una pasajera en el puerto de entrada de San Ysidro. Ese mismo día, los oficiales de CBP incautaron 105 paquetes de metanfetamina, con un peso de 157,41 libras, y cuatro paquetes de fentanilo, con un peso de 10,27 libras, de un conductor masculino en el puerto de entrada de San Ysidro.

Al día siguiente, 19 de septiembre, oficiales de CBP incautaron cinco botellas de pesticidas, prohibidos en los EE. UU., de un conductor masculino y una pasajera en el puerto de entrada de San Ysidro. El 20 de septiembre, los oficiales incautaron seis paquetes de metanfetamina, con un peso de 53.44 libras, de una conductora, titular de SENTRI, en el puerto de entrada de San Ysidro.

El 21 de septiembre, los oficiales incautaron 56 paquetes de fentanilo, con un peso de 74.03 libras, y cinco paquetes de metanfetamina, con un peso de 6.17 libras, de una conductora en el puerto de entrada de Calexico Este. Al día siguiente incautaron 140 paquetes de metanfetamina, con un peso de 144.09 libras, de una conductora en el puerto de entrada de Otay Mesa.

EL día 23, los CBP incautaron un paquete de metanfetamina, que pesaba 5.20 libras, de un conductor masculino, titular de SENTRI, en el puerto de entrada de San Ysidro. Ese mismo día intervinieron ocho paquetes de cocaína, con un peso de 21.25 libras, tres paquetes de pastillas de fentanilo, con un peso de 7.23 libras, y dos paquetes de polvo de fentanilo, con un peso de 9.35 libras, de un conductor masculino y una pasajera, en el puerto de Otay Mesa. En esa jornada, además, los oficiales de CBP incautaron cinco paquetes de metanfetamina, con un peso de 23,24 libras, tres paquetes de polvo de fentanilo, con un peso de 24,65 libras, y dos paquetes de pastillas de fentanilo, con un peso de 16,98 libras, de un conductor masculino en el puerto de entrada de San Ysidro.

Por último, 24 de septiembre, los oficiales de CBP incautaron 31 paquetes de pastillas de fentanilo, que pesaban 65.25 libras, de un conductor masculino en el puerto de entrada de Calexico West, y diez paquetes de metanfetamina, con un peso de 54.01 libras, de una conductora, titular de SENTRI, en el puerto de entrada de San Ysidro.

La metanfetamina, el fentanilo y la cocaína tienen un valor combinado estimado en la calle de 4,1 millones de dólares.
Todos los ocupantes fueron entregados a la custodia del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de EE. UU. (ICE), Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) para su posterior procesamiento.

Los oficiales de CBP incautaron narcóticos, pesticidas, armas, cargadores, municiones y vehículos en un claro ejemplo de la labor de represión de estas actividades ilícitas que se desarrollan cada día en los distintos pasos fronterizos de esta región de Estados Unidos con México.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.