Desde Cartagena (Bolívar), el Fiscal General de la Nación de Colombia, Francisco Barbosa Delgado, presentó un importante resultado investigativo y operativo que pone punto final al actuar criminal de una red trasnacional señalada de mover toneladas de clorhidrato de cocaína desde el Caribe colombiano hacia varios destinos internacionales, especialmente Reino Unido, Estados Unidos y España. 

El trabajo articulado de la Fiscalía, con su Dirección Especializada contra el Narcotráfico y el CTI; las fuerzas militares, a través de la Armada Nacional; y la Dirección de Antinarcóticos de la Policía Nacional permitió capturar a 15 de los presuntos articuladores principales de este grupo ilegal, en diligencias realizadas en Cartagena (Bolívar), Riohacha (Guajira) y Chipatá (Santander). En los procedimiento se incautaron más de 600 millones de pesos.

Estas personas, al parecer, obtenían la cocaína en laboratorios ubicados en Nariño, Cauca y Magdalena. Posteriormente, la transportaban a Cartagena y coordinaban la salida entre contenedores a puertos del Reino Unido, Francia, España, Estados Unidos, Guatemala, República Dominicana y otros destinos del Caribe.

Abundante material de prueba da cuenta de que la estructura narcotraficante usaba la modalidad de ‘trepadores’ o ‘micos’, hombres que subían a las embarcaciones en altamar y camuflaban los cargamentos. De igual manera, se detectó que recurría a empresas exportadoras para mezclar el estupefaciente con mercancía, y tratar de evitar el perfilamiento en los puertos.

“Este resultado contra la criminalidad trasnacional también se da en el marco de la Asociación Iberoamericana de Ministerios Públicos (AIAMP), que presido, y en donde logramos acordar y trabajar con fiscalías de Honduras, República Dominicana, Francia, España y nuestro país, para efecto de golpear a las redes de narcotráfico en el continente”, enfatizó el Fiscal General de la Nación.

Entre los detenidos el día de hoy, en esta macroperación trasnacional denominada ‘Mar de Leva’, está alias La R o Rubio, un oficial retirado de la Policía Nacional, quien sería el máximo cabecilla. Este hombre es señalado de aprovechar su experiencia como perfilador en el Puerto de Cartagena para ingresar la sustancia ilícita en encomiendas y contaminar los contendores.

Otros capturados son: alias Fresa, uno de los presuntos financiadores; y alias Barbas, alias Mañé, alias Precintos, alias Gafitas, alias Bodeguero, alias El Papi, alias Jorge, alias Afra y alias Ferna, que estarían involucrados en el acopio, camuflaje y logística. De otra parte, están alias Mantilla y Ramírez, exintegrantes de la Policía Nacional; alias Naranjo y alias Satelital, a quienes se les atribuye la selección de las cargas y embarcaciones a contaminar. Estas 15 personas fueron presentadas ante un juez de control de garantías, quien impartió legalidad a los procedimientos. Una fiscal de la Dirección Especializada contra el Narcotráfico les imputará los delitos de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes agravado; y concierto para delinquir agravado.

Wn el curso de la investigación a esta estructura criminal le han sido incautadas algo más de siete toneladas y media de cocaína en 12 procedimientos, cuyo costo supera el billón de pesos. Asimismo, se les ha detectado alrededor de 2.000 millones de pesos en efectivo. De esta manera, queda desarticulado en su totalidad este grupo narcotraficante.

En enero de 2021, en una primera fase, fueron capturados y judicializados otros 15 integrantes. Gracias a la evidencia obtenida y a la contundencia de los argumentos de la Fiscalía, 12 de los procesados fueron condenados a, por lo menos, 12 años de prisión.

Simultáneamente al proceso penal, la Dirección Especializada de Extinción del Derecho de Dominio impuso medidas cautelares de embargo, secuestro, suspensión del poder dispositivo y toma de posesión sobre 54 bienes, evaluados en 14.000 millones de pesos. Se trata ocho inmuebles urbanos, 21 vehículos y una sociedad. Los activos están ubicados en Soledad (Atlántico), Ibagué (Tolima), Cartagena (Bolívar), Restrepo (Meta), Cúcuta (Norte de Santander), Anserma (Caldas) y Bogotá. Las propiedades quedaron a disposición de la Sociedad de Activos Especiales (SAE) para su administración.

«Fueron detenidos los encargados de contaminar los contenedores, de retirar los precintos o de salir a altamar para otras operaciones, así como los encargados de la corrupción para hacer llegar la droga a los distintos enclaves», según explicó el Vicealmirante Orlando Grisales Franceschi, Jefe de Estado Mayor de Operaciones Navales de Colombia.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.